Grupo de hispanos en Washington DC
En todo el país, miles de personas se están comprometiendo a apoyar a los miembros más vulnerables de nuestra familia humana con sus oraciones y acciones.

Viviendo una verdadera cultura de encuentro, vayamos a las periferias donde millones de nuestros hermanos en todo el mundo experimentan pobreza, hambre, violencia y desplazamiento forzado. 

Somos una comunidad de discípulos misioneros con miembros en todos los Estados Unidos. Juntos oramos y actuamos solidarizándonos con muchas personas y familias en el extranjero que se encuentran en situaciones de vulnerabilidad.  

Con un mismo sentir y un mismo corazón, unidos en Cristo, podemos construir un mundo en el que cada familia tenga un hogar, cada niño tenga suficientes alimentos nutritivos para crecer sano y la dignidad de toda persona sea valorada.

Comprométete a rezar y a utilizar tus dones para poner fin a la pobreza en el mundo. Únete a este movimiento en el que decenas de miles de personas toman medidas para lograr un impacto en los problemas mundiales más apremienates de nuestro tiempo. 

Necesitamos de tus oraciones y dones para lograr poner fin a la pobreza. ¡Comprométete y sé parte del movimiento!